Cebolla caramelizada

El azúcar que contiene la cebolla nos bastará para caramelizarla y obtener así una guarnición exquisita y muy sana. El truco es, sobre todo, la paciencia, y un fuego muy suave.
Receta para preparar Cebolla caramelizada
Ingredientes
  1. Cebolla cortada en juliana
  2. Una pizca de sal
  3. Un chorrito de aceite
Modo de preparación
  1. Para hacer cebolla caramelizada vamos a necesitar, aceite, cebolla sal y el fuego. Es muy sencillo, hay recetas en las que para caramelizar se le añade azúcar, pero no es necesario, si nosotros mantenemos una cocción a un fuego muy bajo durante mucho tiempo vamos a ser capaces de extraer todo el líquido de la cebolla y que los azucares que contienen vayan caramelizando por si solos.
  2. Siempre es mucho mejor hacer una caramelizarían natural sin tener que hacer ningún añadido extra de azucares.
  3. El proceso es muy sencillo, vamos a partir esta cebolla que tenemos aquí en juliana, es importante que el grosor sea homogéneo es decir que no hagamos unas tiras de medio centímetro y otras de un milímetro, que vayan todas en consonancia.
  4. Vamos a dar fuego lo primero a nuestra olla, vamos a incorporar a ella nuestra cebolla, veis que ahora hay un volumen muy grande pero como lo vamos a someter a unas dos horas y media de cocción va a reducir una sexta parte.
  5. Vamos a poner el chorrito de aceite, tampoco en exceso y una punta de sal que va a ayudar a acelerar el proceso de pochado y a extraer el agua que contiene la cebolla, vamos a ir dejando aquí a fuego muy bajo, nosotros en una escala del uno al doce lo tenemos en el siete hasta que empiece a coger calor una vez llegue al siete lo bajaremos al cuatro o al cinco y ahí lo mantendremos la cocción como os digo de unas dos horas.
  6. Simplemente ahora que vaya cogiendo el calor.
  7. Es importante no olvidarse de que esto lo tenemos al fuego, es decir, cada cinco minutos o diez minutos acercarnos, darle una vuelta para evitar que se pegue abajo.
  8. Ahora ya podéis escuchar cómo va cogiendo el calor y lo que os digo vamos a dejarlo aquí por espacio de una hora para que veáis como queda y luego continuamos con el proceso de cocción.
  9. Ha pasado una hora y veis el volumen que ha reducido radicalmente, una hora, una hora y diez aproximadamente, nosotros lo tenemos en el fuego en cuatro sobre una escala de doce y de vez en cuando le vamos dando una vuelta.
  10. Este sería el punto en el mucha gente lo que hace para acelerar el proceso de caramelización agregar un par de cucharadas de azúcar, dejarlo calentar hasta que el azúcar caramelice y forme un conjunto con la cebolla.
  11. Nosotros sin embargo lo que vamos a hacer es mantener a este fuego otra hora u hora y media y durante ese tiempo lo que va a pasar es la cebolla ahora mismo ha perdido ya todo el agua que tiene y lo que está empezando a expulsar son los azucares interiores, estos azucares al contacto con el calor lo que van a hacer es ir caramelizando y van a ir dando un tonalidad acaramelada, valga la redundancia, a nuestra cebolla.
  12. Ahora lo que sí que es importante es que vayamos echando un ojo y estando pendientes de que no se nos quemen.
  13. Fijaos, han transcurrido dos horas y media desde que echamos las tres cebollas que teníamos, este es el resultado, el volumen final, veis que la caramelizarían se ha producido sin hacer ningún añadido extra de azúcar.
  14. Lo vamos a presentar en este platito, nuestra cebolla caramelizada. Esta cebolla viene muy bien para acompañar a todo tipo de carnes grasas y pescados. Lo que pasa es como veis que pierden muchísimo volumen, parece mentira que aquí se puedan concentrar tres cebollas, pero esta es la realidad.
  15. Esta es una forma eficaz, una forma muy sana de hacer cebolla caramelizada sin azúcar añadido.
Canal Cándido TV https://candido.tv/

También te podría gustar...