Tocinillo de cielo

Con sólo unas yemas de huevo, azúcar y agua conseguiremos un postre exquisito, al que nosotros hemos incorporado el toque del caramelo.
Receta para preparar Tocinillo de cielo
Ingredientes
  1. 12 yemas de huevo
  2. 300 gr. de azúcar
  3. 100 ml. de agua
  4. Caramelo para el molde
  5. Aromas: canela en rama, piel de limón y de naranja
Modo de preparación
  1. Para hacer tocinillo de cielo, es muy fácil, necesitamos simplemente: agua, aromas, nosotros vamos a poner piel de naranja, piel de limón y rama de canela, yemas de huevo y azúcar.
  2. Aparte en este molde hemos puesto caramelo como el del flan, es un caramelo que podéis ver en nuestro canal de video recetas como se elabora.
  3. El proceso es el siguiente, vamos a dar fuego a nuestra cazuela y en ella vamos a realizar un almíbar con el agua y el azúcar, vamos a dejar que el almíbar se vaya haciendo y que alcance el punto de hebra, mientras tanto lo que vamos a hacer es incorporar también los armas dentro de la mezcla, la rama de canela la vamos a partir.
  4. Bueno vamos a retirar ya los aromas porque está alcanzando la densidad que nosotros buscamos y antes de que eso ocurra necesitamos tener el almíbar totalmente despejado de las cascaras y del palo de la canela.
  5. Si os fijáis a cámara aún no ha llegado a la densidad vais a ver que cae haciendo una hebra muy fina y llega un momento que la última gota al caer forma una hebra, ese es el punto de hebra.
  6. De momento las gotas caen integras, tiene que quedar un pequeño dibujo cuando caigan las gotas, esto se produce a medida de que vaya evaporando el agua llega a esa densidad es el punto de hebra fina.
  7. Es importante que llegue a coger ese punto pero que no lo sobrepase, es preferible quedarnos por debajo del punto que quede un poco ligero a que quede realmente espeso ya que si queda muy expuso luego no podríamos mezclarlo con la yema.
  8. Y ya prácticamente sí que está, no sé si veis que cae de una manera íntegra y ya sí que me está haciendo la hebra y la lo tendría, a ver si a cámara podéis verlo, ¿veis? Las ultimas gotas, ¿veis? que hebras, ahí, ese es el punto.
  9. Ahora una vez que lo tenemos lo que vamos a hacer es posarlo sobre el mármol para que pierda temperatura y poder incorporarlo sin ningún tipo de riesgo a las yemas.
  10. Por otra lado vamos a coger estas yemas y las vamos a ir rompiendo y mezclando, tampoco queremos ahora mismo introducirles mucho aire, simplemente que se rompan y formen un todo homogéneo, veis que con los movimientos que hago no introduzco aire lo que pasaría es que luego el resultado no sería compacto, el del tocinillo de cielo, quedaría pequeños agujeros fruto de esa introducción del aire, entonces, movimientos envolvente.
  11. Ya la tendríamos simplemente vamos a esperar a que esta mezcla del almíbar entibie que puede llevar unos cinco minutos y pasamos a mezclarla con la yema y luego a llenar el molde, así que vamos a esperar.
  12. Lo hemos tenido cinco minutos posados sobre el mármol y ahora simplemente lo vamos a ir vertiendo despacio sobre la mezcla de las yemas a la vez que lo vamos vertiendo a hilo fino lo que vamos a hacer es dar vueltas para evitar que nos haga ningún tipo de hilado.
  13. Ahora lo que vamos a hacer simplemente es verter toda la mezcla en el molde que tenemos aquí dispuesto.
  14. A su vez vamos a poner el molde en una placa de horno que hemos rellenado a poco menos de la mitad de agua para que haga el baño maría y nos vamos a ir al horno por espacio de veinticinco minutos a 170-180ºC depende del horno que tengáis en casa.
  15. Aquí podrías poner perfectamente papel de aluminio en la parte superior del molde para evitar que dore o si os gusta el dorado, que hay gente que también le gusta pues dejarlo. Yo lo voy a dejar tal cual y me voy con ello al horno y ahora os muestro el resultado.
  16. Ya venimos del horno y ya lo tenemos perfectamente cuajado, ahora lo que vamos a hacer es sacarlo y meterlo en la nevera por espacio de una hora para que quede bien frio y desmoldarlo sin ningún tipo de problema.
  17. Lo hemos tenido en la nevera y ya está totalmente frio, lo que vamos a hacer es con ayuda de una puntilla buscar los bordes como si se tratase de un flan para facilitar el proceso de desmoldado.
  18. En este caso es un molde antiadherente y no haría falta pero en casa es mejor que lo hagáis para aseguraros.
  19. Nosotros lo vamos desmoldar con ayuda de este plato y este sería el resultado, es muy importante que no llenéis mucho el molde porque si no va a quedar homogéneo, por una parte se hará y por otra es posible que quede líquido. Cuando más delgado sea mejor.
  20. Voy a contra una porción para que vosotros veáis como queda el corte.
  21. Este sería nuestro tocinillo de cielo.
Canal Cándido TV https://candido.tv/

También te podría gustar...